¿A quién le interesa la Filosofía? V

Arístides. Quizá, lo mejor sea citar a Platón, a propósito de la diferencia entre producir y usar.
Producir y saber usar.
-Necesitamos, por tanto, mi querido jovencito, -dije-, un conocimiento en el que estén reunidos, a la vez, tanto el producir como el saber usar eso que se produce.
-Evidentemente -dijo.
-Sin embargo -agregué-, aun cuando fuésemos hábiles fabricantes de liras, estaríamos muy lejos de ser poseedores de ese conocimiento que dijimos. Aquí, en efecto, aun siendo el mismo el objeto, diferente es, por un lado, el arte que produce y diferente, por el otro, aquel que hace so; difieren mucho entre sí, en efecto, el arte del que fabrica las liras y el del que las toca, ¿no es cierto?
Admitió que sí.
-Tampoco, evidentemente, es el arte de producir flautas el que necesitamos: estaríamos en el mismo caso que el anterior.
Asintió.
-Pero, ¡por los dioses!, exclamé, si aprendiésemos el arte de hacer discursos, ¿no sería acaso ése el que tendríamos que adquirir para ser felices?
-Yo creo que no -contestó Clinias.
-¿De qué prueba te vales?, pregunté.
-Yo veo -dijo- que algunos autores de discursos no saben hacer uso de los propios discursos que ellos mismos preparan, al igual que los fabricantes de liras no saben hacer uso de ellas; y también sucede aquí que otros, en cambio, son capaces de hacer uso de los discursos que
aquéllos hicieron, pero son incapaces de escribirlos. Es evidente, pues, que, asimismo, con respecto de los discursos, una cosa es el arte que produce y otra, diferente, el que hace uso. (Platón Eutidemo, 289e)

Aristocles. Has citado a unos cuantos filósofos (Pardo, Deleuze, Aristóteles, Gustavo Bueno) y a otros como Darwin. Me aseguras que la filosofía como teoría de lo que hacemos es un fórmula fácil de manejar de muy largo alcance. Y tengo la impresión de que ni con los nombres, ni con la fórmula soy capaz de hacerme una idea, pero he decidido  que mi impaciencia debe quedar a un lado, y retomaré todo desde el principio. Si estoy equivocado rectifícame, si crees que he de completar algo házmelo saber. Parece ser que la teoría de lo que hacemos ya lo manejaba de un modo u otro, tanto Platón (427 – 347) como Aristóteles (384 – 322), pero debemos la definición, al menos se la debes tú a Gilles Deleuze (1925-1995). Cuando citas a Darwin lo haces para dejar claro que el sujeto que hace es el ser humano, la referencia al mito de Prometeo supongo que la utilizas para ilustrar mejor esta cuestión. Sin embargo, esta relación entre Darwin y la teoría de lo que hacemos me parece que está un poco cogida con pinzas, creo que deberías explicarla un poco más. A este respecto ha quedado un poco oscuro la diferencia entre espacio o lugar natural, y espacio o lugar antropológico. Espero una aclaración, también sobre esto. Por otro lado la distinción entre haceres y la distinción también con la teoría puede verse desde  lo que tienen en común. A saber, que  la producción, la praxis y la teoría remiten todas a saberes.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Introducción. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s